Fábula del autoestopista impertinente

De: Elentir.

Gonzalo estaba encantado con su coche nuevo. Incluso las gotas de aquella lluvia matutina lucían bien en esa carrocería roja, con un toque algo anaranjado, totalmente nueva, sin un solo arañazo. Los años de trabajo que le había costado comprarlo pasaban por su cabeza mientras circulaba por la carretera de la costa. En ese momento vio al joven autoestopista.

Llovía, y el chaval, ya calado, le dio algo de pena. Su mujer le había insistido muchas veces en que no subiese a nadie al coche, que un día le acarrearía un disgusto, pero él era un poco confiado. Paró.

– ¿A dónde vas?
– A Pontevedra.
– Yo voy a Vigo… Pero te puedo acercar, al menos.
– Vale.

El chaval tenía pinta de estudiante, pero la educación no parecía su fuerte. Que paren a por ti y no dar siquiera las gracias… “En fin”, pensó Gonzalo, “cosas de la juventud de ahora”.

En la radio sonaba la emisora de Radio Clásica. Gonzalo es un melómano, con especial pasión por los impresionistas (le encanta conducir bajo la lluvia oyendo el Arabesco de Debussy), pero escuchaba un poco de todo. Nada más recoger al joven autoestopista sonaba el Nocturno nº20 de Chopin.

– Oye, ¿te importa si pongo otra cosa?
– Vaya, ¿no te gusta la música clásica?
– Es un poco muermazo… Mira, te voy a enseñar algo mejor.

El joven se puso a girar el dial, y por fin encontró lo que buscaba: reguetón. Gonzalo lo odiaba.

– ¿A que mola?
– Si no te molesta, prefiero apagar la radio… Me duele un poco la cabeza.
– Ah, ok.

Resultaba un poco incómodo circular en coche con un desconocido llevando la radio apagada. Gonzalo se animó a darle conversación.

– ¿Qué, vas a la universidad?
– No, estoy en el paro, he quedado con unos coleguis.

“Vaya metedura de pata”, pensó Gonzalo. “Si llego a saber que está en el paro no le digo nada… A lo mejor se siente mal.” Decidió intentar salir del atolladero.

– Están las cosas difíciles para encontrar trabajo, ¿eh?
– No sé, tampoco he mirado.
– ¿Acabas de terminar tus estudios?
– No, qué va… Dejé el insti hace un par de años, no me iba mucho lo de estudiar.

“Mala idea también sacarle el tema de los estudios”, pensó Gonzalo. “Mejor hablar de otra cosa”. Pero en ese momento el joven interrumpió sus pensamientos.

– ¿Es de color naranja el coche?
– No, es un rojo ligeramente anaranjado, un color muy especial que…
– No me mola mucho. Molaría más en negro.
– Bueno, para gustos hay colores…

Aquello le tocó un poco las narices. Coges a un autoestopista, no da las gracias y además dice que no le mola el color del coche.

– ¿Seguro que no vas a Pontevedra? Me vendría genial que me pudieras llevar…
– Lo siento, pero tengo trabajo en Vigo, y Pontevedra me queda a desmano.
– Vaya, qué rabia…

“¿Me habrá confundido con un taxista?”, pensó Gonzalo. Decidió concentrarse en la carretera. Quedaban unos diez minutos para llegar a Vigo. Paciencia.

– Le metes poca caña al coche.
– ¿Cómo?
– Pues que le metes poca caña, que vas despacio.
– Me gusta ser prudente al volante. Además, está lloviendo, y la carretera está mojada.

“Hay que fastidiarse”, pensó Gonzalo, ya muy molesto.

– ¿Tú conduces?
– No. Aún no he convencido a mis padres de que me paguen la autoescuela y me compren un buga.
– Bueno, ten paciencia, todo llegará…
– Son un poco muermos, dicen que tengo que conseguir curro, y tal, pero también hay que disfrutar de la vida un poco, ¿no?

Gonzalo se encogió un poco de hombros. No sabía qué contestar.

– Este coche no está mal, aunque molaría más con el pack sport. Yo quiero comprarme un BMW.
– Bueno, esto es lo que me permiten mis ingresos.
– Claro, entiendo. Aunque molan más los BMW. ¿No pensaste en comprarte uno?
– Pues no. He estado años trabajando y ahorrando para poder comprarme este coche.
– Pero ahora el gobierno da ayudas para comprar coches ¿no?
– El gobierno no regala coches, chaval.
– Pues cuando yo tenga pasta me compraré un BMW de color negro. Y le daré mucha caña.

Cinco minutos para llegar a Vigo. “Sólo cinco”, pensaba Gonzalo. “Aguantaré un poco”.

– ¿Y tú en qué trabajas?
– Soy autónomo, tengo una pequeña ferretería.
– ¿Autónomo? Esos son los que dicen que defraudan millones a Hacienda, ¿no?
– ¿Crees que si yo tuviese millones andaría en este coche, chaval?
– Bueno, es lo que dicen, no te mosquees, hombre… Yo quiero ser funcionario, que se gana pasta y tienes las tardes libres.
– Pero los funcionarios también trabajan. Algunos incluso arriesgan la vida en el trabajo, como los policías, los bomberos o los militares.
– Uy, a mí los polis y los militares no me molan nada.
– Pues mi padre era militar, marino, para más señas.
– Qué mal rollo, tío…

Gonzalo redujo la velocidad y detuvo el coche en el arcén. Seguía lloviendo, pero le importaba un rábano.

– Lo siento, chaval, pero te bajas aquí.
– ¿Por qué? Aún no llegamos a Vigo.
– He parado a recogerte, no me has dado ni las gracias, y te has puesto criticar la música que escucho, mi coche, mi forma de conducir, mi trabajo y el trabajo de mi padre. No te aguanto más.
– Tío, qué poco respetas la libertad de expresión.
– Tú me has faltado al respeto a mí, y yo no estoy obligado a escuchar tus opiniones en mi coche. Para eso es mi propiedad.
– Pero bueno, que sea tu propiedad no quiere decir que yo no tenga libertad de expresión, no seas capitalista…
– ¿Te bajas o te bajo?
– Vale, tronco, no te cabrees…

El chaval salió del coche como si no entendiese nada. Cerró la puerta de malos modos. “Primer portazo en mi coche nuevo”, pensó Gonzalo, intentando calmarse. Lo último que escuchó, al arrancar de nuevo, fue al chaval gritándole “facha” en medio de la lluvia.

Moraleja: ahora ya sabes cómo se siente el propietario de un blog cada vez que tiene que aguantar a un comentarista impertinente, de ésos que se piensan que cuando pones tu dinero y tu trabajo en un blog y ofreces un espacio de comentarios a los lectores, estás obligado a aguantar cualquier cosa que te digan, por insolente y maleducada que sea.

perroflauta3

~ por ramrock en mayo 27, 2016.

4 comentarios to “Fábula del autoestopista impertinente”

  1. Información Bitacoras.com

    Valora en Bitacoras.com: De: Elentir. Gonzalo estaba encantado con su coche nuevo. Incluso las gotas de aquella lluvia matutina lucían bien en esa carrocería roja, con un toque algo anaranjado, totalmente nueva, sin un solo arañazo. Los años de t…

    Me gusta

  2. Buenisimooo,jaja

    Le gusta a 1 persona

  3. […] a través de Fábula del autoestopista impertinente — Ramrock’s Blog […]

    Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Salir /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Salir /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Salir /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Salir /  Cambiar )

Conectando a %s

 
Informatepy

La verdad, siempre!

Amazing Life

Site about Amazing Life

NoFakeNews.net

Your Source for Alternative News

The World We Live In

Please do your own research. The information I share is only a catalyst to expanding ones confined consciousness. I have NO desire for anyone to blindly believe or agree with what I share. Seek the truth for yourself and put your own puzzle together that has been presented to you. I'm not here to teach, preach or lead, but rather assist in awakening the consciousness of the collective from its temporary dormancy.

THE DC PATRIOT

REAL NEWS IN REAL TIME

Truth11.com

Armed With The Truth • United We Stand

Albigensia Press

The Author Home of Marcus Johnston

Escribir sobre la punta de la i

Pequeños relatos para grandes historias

Es war einmal...

"Los dogmas del quieto pasado no concuerdan con el tumultuoso presente." (Abraham Lincoln)

saania2806.wordpress.com/

Philosophy is all about being curious, asking basic questions. And it can be fun!

Conservative Media Censors

All Media Censors, and it isn't right!

Take It Easy

Retired, not expired: words from the after(work)life. And music. Lots of music!

LAS PALABRAS DE JAVIER

Reabierto, horario: 00:00 a 23:59 todos los días

John Aranda

Blog de literatura, música, poesía y filosofía.

Banter Republic

It's just banter

quebexicano

se impuso el español como manera de no morir del francés

El arte de pensar

Jessica Hernández

Gallerie da Vinci

Paesaggi dell'Anima

EL ARTCA

Poesía Microrrelatos Arte

Alejandro A. Tagliavini

"Quizá haya enemigos de mis opiniones, pero yo mismo, si espero un rato, puedo ser también enemigo de mis opiniones. ", J.L. Borges

LA POLÉMICA

Conflicto internacional

Meanderings

Unusual Videos and Video/Music Compilations

Eva y Punto

Relatos eróticos y otras reflexiones

El Blog de Miguel

Actualidad, política, historia

BRAINCHILD

gehadsjourney.wordpress.com

Frasecillas

Pequeñas dosis a base de concentrado de palabra. Frases, poesía, microcuentos y otros escritos.

Hombres, género y debate crítico

La otra perspectiva de género

|छाप|

Trail of Thoughts

News from Ibonoco

Moments de vie, fragments de textes et quelques notes...

El lobo en la encrucijada

Relatos de fantasía y ciencia ficción variados.

ALERTA NACIONAL

La Verdad Nacional Española

VOZ IBÉRICA (Sin Censuras)

La única plataforma ibero-americana sin censura .

Flor de letras

Ejercicios de escritura

Situaciones Difíciles y Conflictivas

Las trampas del poder son infinitas y las mentiras más aún. La gente debe pensar por su cuenta, no a contarle la verdad, sino que desconfíe de todas las verdades publicadas.

Dobby the Capybara

The Suburban Capybara

A %d blogueros les gusta esto: